Cómo la inteligencia artificial está revolucionando la industria del e-learning 🖥️

22 noviembre, 2021
Tiempo de lectura: 2 minutos

 

El e-learning o aprendizaje online se ha convertido en una de las formas más populares para aprender. Sin duda los últimos años reforzaron la necesidad de contar con buenas tecnologías para aumentar la calidad y alcance de los programas educativos online.

La inteligencia artificial (IA) en la industria del e-learning ha permitido transformar la manera en la que las personas adquieren conocimientos, abriendo nuevas posibilidades y democratizando el acceso al aprendizaje.

3 maneras en las que la IA está mejorando la educación online

1. Contenidos personalizados:

Las plataformas de e-learning que aprovechan la inteligencia artificial pueden personalizar el contenido y adecuarlo a las necesidades y conocimientos de los(as) usuarios(as). Esto permite definir learning paths o rutas de aprendizaje que se adaptan a los procesos de cada participante.

Está claro que el éxito de plataformas como Netflix o Amazon se debe a la personalización de sus contenidos. Recomendaciones basadas en las series o películas vistas anteriormente, en las búsquedas o en los “me gusta”, hacen que los(as) usuarios(as) vivan una experiencia pensada especialmente para ellos(as).

En el caso del e-learning, la inteligencia artificial permite hacer un seguimiento del desempeño de los(as) participantes, identificar las carencias y fortalezas de cada uno(a) y usar la data para diseñar y personalizar los materiales educativos.

Lo que resulta es un enfoque formativo dinámico, personalizado y flexible que asiste a los(as) usuarios(as), pero a la vez, logra que cada uno(a) sea protagonista en su propio proceso de aprendizaje.

2. Análisis de resultados:

Evaluar el desempeño de los(as) participantes puede ser un trabajo arduo y pesado al no estar automatizado. La inteligencia artificial es clave para agilizar este proceso y permitir a los(as) instructores(as) o líderes de capacitación contar con información certera sobre el progreso y resultados de sus usuarios(as).

Además, esta tecnología puede detectar patrones en la forma de aprender, recopilando información sobre los distintos estilos y ritmos de aprendizaje para que la toma de decisiones en cuanto a contenido y estructura sea más eficiente. 

3. Mayor engagement:

Hace varios años que tenemos asistentes virtuales para resolver dudas rápidas o guiarnos al navegar páginas web. Y, ¿adivina qué? También pueden servir como apoyo en la educación online.

Los asistentes virtuales están diseñados para entender el lenguaje humano y responder de manera natural gracias al machine learning (o aprendizaje automático) y al procesamiento del lenguaje que permite monitorear los comportamientos de los(as) usuarios(as) y entregar feedback customizado, lo que aumenta el engagement y la productividad de quienes participan.

¿Ya te convenciste de que podemos usar la tecnología a nuestro favor? Agenda una breve reunión para que te contemos cómo Lifebox está democratizando la educación socioemocional con herramientas tecnológicas. 🚀

Esto te podría interesar